Agricultores y regantes ya pueden acceder a Las Hoyas y La Bombilla con estrictas medidas de seguridad

El Cabildo de La Palma ha dado luz verde al Plan de Prevención y Autoprotección que dota de las medidas de seguridad para el acceso controlado de agricultores y regantes a la zona de Las Hoyas y La Bombilla, que se encuentra dentro del área restringida por la emergencia volcánica.

Desde ayer, lunes 4 de abril, los regantes han podido acceder a estas zonas, en horario de 9:00 a 14:00 horas, tal y como establece el documento, realizado por la Consejería de Agricultura, Ganadería y Pesca del Cabildo Insular de La Palma y coordinado por la Consejería de Emergencias, que dirige Nieves Rosa Arroyo, y que comprende una serie de medidas de acceso a la zona de trabajo que presenta de forma eventual gases derivados de la erupción volcánica.

El consejero responsable del área, Manuel González, destaca que el Cabildo ha realizado un minucioso estudio en materia de seguridad para poder restablecer la actividad agraria en una de las principales zonas productivas de plátano de Canarias, que se ha visto afectada por las consecuencias de la erupción volcánica. El plan establece el protocolo de seguridad para el acceso, permanencia y salida de las fincas agrícolas y la evaluación de los posibles riesgos.

Como medidas de prevención general para el acceso a las zonas de cultivo, se deberá contar con una autorización por escrito de acceso del Peinpal. La documentación deberá recoger la finca y la ubicación o emplazamiento de trabajo; número de agricultores por finca, y un teléfono de contacto del responsable de cada cuadrilla. En el interior de la zona restringida, se deberán seguir las indicaciones de la dirección de la emergencia, las fuerzas y cuerpos de seguridad y los equipos de salvamento y rescate.

Una vez en el punto de acceso a las zonas agrícolas, se procederá a comprobar los datos previos del Peinpal en lo referido a la concentración de gases. De obtener un valor elevado en el punto de control, incluso habiendo obtenido permiso de acceso por escrito a la zona, se cancelará el paso.

Asimismo, se realizarán una serie de mediciones consecutivas previas al acceso a las fincas. Es decir, a pesar de comprobar antes del acceso por carretera a la zona de Las Hoyas los gases en el ambiente, para realizar los trabajos en las fincas se tendrá en cuenta la concentración de gases en su entorno. Para ello será necesario portar medidores multigas de O2, CO, H2S, y LEL (atmósferas explosivas), medidores de CO2 y medidores de presión y temperatura, por el personal de prevención o emergencias que acompañará a los agricultores y que tomará las mediciones.

De igual manera, a diario, previo inicio de los trabajos en las fincas y tras la realización de la medición en su exterior, se realizará la medición de la concentración de gases de las zonas de cultivo por medio de detectores en 3 puntos distintos de cada una de las fincas, que indicarán si la zona es apta para trabajar.

Una vez comprobada que la zona es apta para trabajar con seguridad, se procederá a situar los detectores de manera móvil en cada una de las partes donde los trabajadores se encuentren realizando las tareas agrícolas durante el desarrollo de la jornada de trabajo. Así, si se detectasen gases en la zona de trabajo, se procederá a la evacuación de la zona con seguridad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad