Virus de Nueva Delhi (ToLCNDV) en cucurbitáceas | Agrocabildo

La producción intensiva de cucurbitáceas en las Islas Canarias se ha ido incrementando en los últimos años. Pepinos, calabacines y melones se suelen producir en invernaderos y calabazas y sandías al aire libre.

Estos cultivos son especialmente sensibles a enfermedades producidas por virus, por lo que es frecuente encontrar en las explotaciones plantas con síntomas de mosaicos, moteados, amarilleos, rizados, abullonados o deformaciones, que pueden
detener su crecimiento y/o depreciar su producción.

En la actualidad, en el Laboratorio de Sanidad Vegetal de la Dirección General de Agricultura de la Consejería de Agricultura, se analizan doce virus diferentes para las cucurbitáceas y en los diagnósticos, en un alto porcentaje de muestras, se detecta la presencia de dos o más virus (infecciones mixtas). Por lo que para desarrollar una adecuada estrategia de prevención y control de estas enfermedades, es imprescindible obtener previamente un correcto diagnóstico de laboratorio.

Ver / descargar publicación

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies