Las obras de la Balsa de Vicario se reinician con un presupuesto de 9,3 millones

El consejero de Infraestructuras del Cabildo, Juan Ramón Felipe, y el alcalde de Tijarafe, Marcos Lorenzo, acompañan al director de general de Agricultura, César Martín, en su visita a esta infraestructura vital para los agricultores del Valle de Aridane y Tijarafe

El consejero de Infraestructuras del Cabildo de La Palma, Juan Ramón Felipe, y el alcalde de Tijarafe, Marcos Lorenzo,  han acompañado hoy al director general de Agricultura del Gobierno de Canarias, César Martín, en una visita a las obras de para concluir el proyecto de construcción de la Balsa de Vicario y la conexión de La Laguna de Barlovento con el Canal de Garafía-Tijarafe, que han comenzado hace unos días con un presupuesto de 9,3 millones de euros y un plazo de ejecución de 16 meses. “Se está dando prioridad a la obra de conexión, que es fundamental para dar servicio a los agricultores del Valle de Aridane”, explica el director general.

Esta obra estuvo paralizada por la quiebra de las empresas que conformaban la UTE adjudicataria, lo que motivó al Gobierno de Canarias a la resolución de los contratos vinculados. Ahora el proyecto ha sido retomado por Transformación Agraria S.A. (TRAGSA) y se trata, según César Martín, de la “solución a un problema administrativo planteado y un compromiso cumplido con el sector primario y con las instituciones de la Isla”.

El proyecto se redactó para culminar los dos trabajos vinculados a esta obra, la propia balsa y la conexión de La Laguna de Barlovento con el Canal de Garafía-Tijarafe. En el primero el porcentaje de ejecución de las obras está entre el 75% de las conducciones y el 90% de los muros, encauzamiento, galería de servicio y cerramiento del perímetro. Así pues, restan por ejecutar, entre otros, unos 60.000 metros cúbicos de desmonte en el interior del vaso, unos 50.000 metros cúbicos de terraplén en el vaso, el drenaje de fondo, completar las conducciones de desagüe o las obras complementarias (acometida eléctrica y pavimentación de accesos).

Respecto al segundo de los proyectos vinculados, la conexión con el canal Garafía-Tijarafe, que es sobre el que se están volcando los trabajos durante las primeras semanas, las obras quedaron en un 60% de ejecución para la conducción, un 80% para el encauzamiento del barranco de La Molina y un 10% de la estación de bombeo. Esta parte del proyecto se prevé pueda estar finalizada en unos 10 meses, aproximadamente en marzo del año próximo.

El proyecto, una vez concluido, generará un suministro de agua de calidad para el sector agrario del Valle de Aridane y Tijarafe y aumentará la capacidad de llenado de la balsa, pues conectará las cuencas Noroeste y Sur de la Isla.

Juan Ramón Felipe ha recordado que en el próximo convenio de obras hidráulicas con el Estado, pendiente de firma, incluye inversiones por valor de 37,6 millones de euros en La Palma en obras que “van a beneficiar a nuestro sector primario, como el sistema de reutilización de aguas Breña Baja y Los Llanos, el saneamiento de la zona Este de la Isla o la balsa de El Paso”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies